Se trata de generar divisas y empleo altamente remunerado
Fecha Thursday, 04 June a las 14:04:44
Tema Noticias Software Libre


En momentos de crisis se agudiza el intelecto, por eso, desde mi humilde posición de profesor y consultor de gerencia y tecnología, propongo algunas ideas para el desarrollo de una industria del software en el país que contribuya a reactivar la economía. Con esto solo pretendo iniciar un debate sobre el tema. El país cuenta con intelectuales cuya participación permitiría concretar una propuesta viable y consensuada.

Existen condiciones objetivas que favorecen la creación de un marco jurídico y una plataforma estratégica para impulsar este sector productivo. Venezuela posee fortalezas y puede aprovechar las oportunidades que se le presentan como consecuencia de la crisis que padece.

Las razones para promover el software son varias. Las universidades están capacitadas para aumentar y mejorar su oferta de ingenieros y técnicos en informática. El gobierno y el sector privado demandan el desarrollo de nuevos y mejores productos de software para aumentar su eficiencia y ser más competitivos. La devaluación del bolívar hace que los costos de mano de obra sean menores que en otros países. La inversión para crear un puesto de trabajo, comparada con otras tecnologías, es relativamente baja. Nuestro país conserva todavía un alto nivel de educación y capacitación, con un plantel de profesores expertos en informática.

Propongo generar una ley de software que vaya de la mano de un plan estratégico a diez años. La ley tiene sentido en el contexto de un plan, que debe ser lo más abierto y discutido posible con la mayor cantidad de actores posibles. Libre de ataduras ideológicas. La idea es convertirnos en una potencia en desarrollo de software, capaz de generar, antes de diez años, por lo menos mil millones de dólares anuales en exportaciones.

La ley debe considerar la producción de software como una actividad productiva de transformación asimilable a una actividad industrial, a los efectos de la percepción de beneficios impositivos, crediticios y de cualquier otro tipo. Considerar no solo la producción de software sino también los servicios asociados, como son la consultoría para la implantación de sistemas y la capacitación correspondiente. Financiar los proyectos de informática y la certificación de calidad de las empresas de software.

Esta ley no debe confundirse con la Ley de Infogobierno. Se trata de una ley de promoción industrial. No solo debe apoyar el software libre, sino también el propietario. El principal mecanismo para generar divisas en esta industria es precisamente la venta de licencias de uso. No se aspira a cambiar el comportamiento comercial de esta industria en el mundo. Se trata de generar divisas y empleo altamente remunerado, convocando no solo a las empresas nacionales, sino a las transnacionales, para en asociación con ellas aprovechar sus mercados en los cuales los servicios complementarios de nuestras empresas pueden ser parte de su oferta industrial. En ese sentido, conviene flexibilizar la Ley de Infogobierno. Se requiere un programa masivo de capacitación en informática que amplíe la oferta de cupos universitarios y ofrezca trabajo bien remunerado. ¡Abramos el debate!





Este artículo proviene de Software Libre
http://www.somoslibres.org

La dirección de esta noticia es:
http://www.somoslibres.org/modules.php?name=News&file=article&sid=6968