La combinación entre motivación y conocimiento libre sí que es un arma de creación masiva
Fecha Tuesday, 19 July a las 13:52:46
Tema Actividades Libres


Por: Carlos Parra
Datos biográficos
Carlos Parra Camargo es un enamorado del Software Libre. Socio de Emergya, empresa en la que inició su andadura profesional hace más de cinco años, ha participado en el desarrollo de múltiples distribuciones, entre las que destacan Guadalinex, Guadalinfo o Linex SP. En la actualidad trabaja como Director de Operaciones en Emergya, coordinando la producción. Se define como una persona inquieta, interesada en las tecnologías y en los beneficios que éstas tienen sobre la sociedad.

* Mucho se ha hecho por el Software Libre desde que Richard Stallman se revelara contra el sistema impuesto por las empresas y el férreo control ejercido sobre el software, fundando la Free Software Foundation (allá por el 1985). Pero hay algo que nadie se ha propuesto hasta ahora y que va a tener lugar en las próximas semanas de la mano del sevillano Carlos Parra.

Carlos Parra con la camiseta donada por el proyecto Gnome.

Mochila al hombro y con buen calzado, Carlos Parra ha decidido recorrer 500 kms a pié haciendo el Camino hasta Santiago de Compostela y convocando a los internautas a un reto: “Apuesta por el Software Libre”. Un llamamiento que no ha dejado a nadie indiferente, por eso nos ponemos en contacto con él para que nos explique en qué consiste esta llamativa iniciativa.

Gaceta Tecnológica. La 'aventura' de Carlos Parra se ha convertido en los últimos días en lo más comentado de la comunidad del Software Libre. ¿Nos puedes contar en qué consiste este reto y cómo surge la idea? Carlos Parra. La verdad es que, convertir una idea en una aventura, es algo que puede ser tremendamente 'ilusionante'. Primero surgió el reto: andar 500 kilómetros desde Burgos a Santiago. Y justo después, charlando en redes sociales con unos amigos sobre si era factible, me dio por escribir: “si lo hago, donáis cada uno 10 euros a un proyecto de Software Libre; si pierdo, yo dono 10 euros por cada uno al proyecto de Software Libre que queráis, ¿hay trato?”. Aquí tengo que echarle buena parte de culpa a Juanje Ojeda, un gran amigo y compañero de trabajo, que fue la persona que me ayudó a terminar de decidir. Un amigo llevó a un amigo de un amigo…, y cuando terminamos de crear el evento, se habían disparado los participantes. ¡Actualmente llevamos unos 1.500 euros recaudados para proyectos de Software Libre!

Todo el mundo está invitado a participar en la “Apuesta por el Software Libre”. Para ello, simplemente debe entrar en Facebook, en una página abierta para ello, y pulsar sobre “Asistiré”.

G.T. Llama mucho la atención una iniciativa como la tuya, sobre todo cuando la calificas como “el momento de mover ficha por una buena causa”. ¿Por qué esta necesidad de llevar a 'apostar' ahora por el open source, cuando su utilización ya se ha normalizado entre las empresas españolas y Administraciones Públicas? ¿Es necesario volver a 'predicar' sobre las virtudes del Software Libre? ¿qué es lo que realmente buscas con esta “open peregrinación”?

C.P. Alguna vez le he escuchado al señor Arguiñano decir aquello de “mejor que sobre y no que falte”, ¡cómo podría poner yo en duda tal afirmación! El recorrido del Software Libre en la última década ha sido abismal, y las expectativas son bastante buenas. En cualquier caso, este modelo aún sigue siendo desconocido para muchos. Cualquier promoción del mismo suma de forma positiva en la “apuesta por el Software Libre”, aquella que lleva en marcha muchos, muchos años.

En definitiva, creo que todos los que participamos en la iniciativa vamos buscando difundir y promocionar el Software Libre de una manera diferente. Además, también aprovechamos para recordar a muchos simpatizantes del Software Libre que no hay que ser un “hacker” para poder aportar: ¡hay infinidad de formas de colaborar en esta sociedad del conocimiento!

G.T. En los artículos que has publicado en Internet estos días, sueles mencionar que la Comunidad te apoyó desde el principio.

¿Por qué piensas que genera tanto tirón este reto personal tuyo? ¿Crees que la razón es el open source o el interés -o morbo- que genera el saber si lograrás caminar 500 kms. por el norte de España?

C.P. Me quedan ciertas dudas sobre los primeros que apostaron: no sé si lo que realmente buscaban era apostar por el Software Libre o que me fuera a predicar unos 500 kilómetros andando, para que ellos tuvieran 'vacaciones'... Fuera de bromas, creo que el interés está en la iniciativa por colaborar con el Software Libre. Basta con ver los comentarios que están dejando todos los aventureros: hay muchos que han aprovechado el tirón para realizar donaciones, preguntar dudas sobre proyectos de Software Libre al que donar y muchas otras cuestiones relacionadas.

"Convertir una idea en una aventura, es algo que puede ser tremendamente ilusionante"

G.T. ¿En qué fechas vas a realizar tu aventura? ¿Piensas llevar algún distintivo por el que la gente te pueda identificar? C.P. El 30 de julio, sábado, comienzo mi primera etapa desde Burgos. Creo que será fácil reconocerme porque voy a llevar la mochila y la ropa con todas las chapas y pegatinas de proyectos de Software Libre que tenga.

Si alguien quiere que lleve algún distintivo de su proyecto, sólo tiene que hacérmelo llegar. Hoy mismo he recibido una preciosa camiseta roja del proyecto Gnome, en la que pone por detrás “I'm walking for freedom”. La llevaré gustosamente.

G.T. ¿Es simplemente una caminata reivindicativa o vas a realizar algún tipo de actividad para dar a conocer el Software Libre por los pueblos y ciudades por donde pases?

C.P. Es una marcha benéfica por el Software Libre. Es posible que en muchos pueblos e iglesias por donde pase, no tengan mucha tecnología; pero siempre que tenga la oportunidad, ¿por qué no? Aunque no lo tenga premeditado, ¡me sale solo hablar de Software Libre! Por supuesto, estoy abierto a sugerencias.

G.T. ¿Tienes la sensación de ser, como en el libro, “el enviado” de la comunidad del open source?

C.P. La única sensación que se me viene a la cabeza es el dolor de pies: aún no ha empezado la caminata, pero ellos saben que “algo no va bien”. En todo caso, seríamos “los enviados” ¿no? Esto es cosa de todos los que han participado en la apuesta. Toda la notoriedad que le podamos dar al Software libre será más que una buena inversión. Puede que la apuesta no crezca mucho más, pero todo el ruido que podamos hacer para recordar que estamos aquí, ¡será bienvenido!

G.T. Cuando explicas tu reto en Internet, hay una frase que resume muy bien tu espíritu: “sea capaz o no de caminar 500 kms., pierda o no la apuesta, pase lo que pase… siempre ganará el Software Libre”. ¿A quién ha decidido Carlos Parra donar sus 10 euros?

C.P. Tengo que confesar que no tengo decidido a qué proyecto de Software Libre donaré. A uno que le tengo especial cariño es a Debian, aunque no descarto Gnome o la Free Software Foundation. Todos tienen una trayectoria excepcional y un gran trabajo por delante.

Cartel promocional de la aventura de Carlos Parra.

G.T. Quizás algunas personas puedan pensar que esta iniciativa surge más de la compañía en la que trabajas que por iniciativa tuya. ¿Hasta qué punto es una decisión personal? C.P. Es normal que lo piensen. Emergya es una empresa de la que estoy enamorado: gracias a ella me he podido dedicar profesionalmente al Software Libre. Soy socio y directivo de esta compañía, y dedico muchas horas a la semana al trabajo. Pero, aún así, tengo que decir que esto es una iniciativa personal.

Mi principal objetivo es que se recaude el máximo dinero posible. Ahora mismo esto no tiene mucho que ver con ninguna empresa, pero si están dispuestas a donar, ¡bienvenidas sean las empresas!

G.T. Dentro de la comunidad de código abierto, tu idea es fácil de comprender. Pero, ¿qué piensa tu entorno de esto: de un informático que quiere recorrerse media España en 'pos' del Software Libre, involucrando en esta aventura a los internautas con sus apuestas? ¿Cuántas veces te han llamado loco?

C.P. En cuanto a locura se refiere, yo le veo mucho más mérito utilizar las vacaciones para ir unas semanas a la playa, los atascos, los precios, la sobrepoblación de los pueblos costeros… Creo que la combinación de motivación y conocimiento libre es un arma de creación masiva. Si bien estoy muy motivado, soy un inexperto en la materia del senderismo. Eso sí, cuento con muchos buenos amigos que, desde el primer momento, me han “liberado” todo su conocimiento para poder cumplir el reto.

Juego con otro as en la manga: ya andaba inmerso en otro reto, correr próximamente una maratón. Llevo unos cinco meses entrenando y físicamente me encuentro bastante bien. En cualquier caso, todo el mundo me dice que no es lo mismo correr 42,195 kilómetros un día, que andar 40 kilómetros durante más de 10 días seguidos con 10 kg de equipaje. ¡Pronto descubriré la diferencia!



G.T. ¿Será un informático capaz de no utilizar herramientas de última generación (gps, geolocalizador, navegador…) en una peregrinación creada en la Edad Media? ¿Llevas todo planificado o dejarás que sea el agotamiento el que te indique el lugar donde descansar?

C.P. Llevaré una pizca de hardware que incluya ingentes cantidades de Software Libre. Concretamente, un móvil Android con tres baterías que utilizaré para conectarme con el mundo virtual.

Al principio, comencé a estudiar al milímetro las etapas del camino, pero me di cuenta de la poca utilidad que esto tiene. En el desarrollo de software esto pasa a menudo: muchas veces nos obsesionamos con planificar todo al milímetro, cuando no tenemos tanto control. Así, he optado por una alternativa algo más ágil: saldré el día 30 de julio, y cada día iré planificando la etapa siguiente en función del cansancio, mis posibilidades y lo cerca o lejos que esté de cumplir el objetivo.

G.T. ¿Dónde encontraremos pruebas de que realmente estás haciendo el Camino? ¿Piensas editar algún blog para contar tus historias de supervivencia? ¿Qué papel jugarán las redes sociales en esta aventura?

C.P. Las pruebas más evidentes las encontraréis en el propio camino, ¡todo el mundo está invitado a compartir alguna etapa! Al que le quede algo más lejos, poCarlos Parra con la camiseta donada por el proyecto Gnome.drá seguirme por mi twitter o en el blog que he creado para la iniciativa. En ambos medios iré publicando los avances de cada día para que todo el mundo se quede tranquilo con que no hay truco.

También pretendo publicar bastante información alrededor de algunos proyectos de Software Libre. Como curiosidad, es interesante el caso de Texmaker, un proyecto de Software Libre que eligió un amigo para donar. Como vimos que la web de este proyecto no tenía información para admitir donaciones, mi amigo les escribió y, ¿sabéis cuál fue la respuesta? “Muchísimas gracias pero no nos hacen falta donaciones”. ¡Curioso!, ¡parece que también predomina la honradez en el Software Libre!

G.T. Para finalizar, ¿te ves capaz de conseguir el reto? ¿Acabarás abandonando el Software Libre por el senderismo? C.P. Abandonarlo, seguro que no, por a mi adicción a “los cacharros” y al Software Libre que se puede ejecutar sobre ellos. Eso sí, tengo muchas pasiones en mi vida y no me importaría incorporar el senderismo.

Me veo capaz de intentarlo, aunque tengo cierto respeto a las lesiones. Son muchos kilómetros y puede ocurrir cualquier cosa (cuando vuelva de Santiago os cuento).

G.T. Decían los antiguos que a Santiago se va a pedir algo, ¿cuál es el deseo de Carlos Parra?

C.P. Desearía que el modelo del Software Libre termine de triunfar y que sus libertades se extiendan a otros ámbitos. Para mí, el caso más evidente es el farmacéutico: deseo con todas las fuerzas que las recetas de cualquier medicamento fuesen “libres”. En mi opinión, hay muchos otros sectores e industrias donde la aplicación de la transparencia y la claridad que aporta el Software Libre triunfarían socialmente.







Este artículo proviene de Software Libre
http://www.somoslibres.org

La dirección de esta noticia es:
http://www.somoslibres.org/modules.php?name=News&file=article&sid=4740