IBM oficialmente destierra a Microsoft de sus oficinas

Microsoft

La popular empresa informática de las tres letras no quiere ver más productos de Microsoft en su empresa. Ha ordenado retirar los paquetes Office de los ordenadores de los trabajadores que aún se resistían a dejar de trabajar con este “estándar” informático. Se conoce que quiere potenciar su propio paquete Lotus Symphony, aparte de dejar de depender de Microsoft, táctica y económicamente.

Mucho se estaban demorando con esta decisión. IBM dispone de un paquete ofimático propio, denominado Lotus Symphony, que pretende potenciar con esta medida que ha sido propuesta en una directiva interna de la cúpula de la empresa. Hay que recordar que la marca de las tres siglas cuenta con unos 360.000 empleados en todo el mundo. Si multiplicamos esa cifra por el número de licencias necesarias que hay que pagar a Microsoft, los costes se disparan de manera totalmente innecesaria, sobre todo sabiendo que la propia marca dispone de un paquete ofimático de buena calidad y código abierto.

Parece ser que en realidad no todos los empleados están usando el producto de Microsoft, pero queda un reducto numeroso de personas que sí lo hacen y que deberán cambiar al software de IBM para terminar de una vez con la dependencia informática de Microsoft.

Lotus Symphony se basa en el programa de acceso gratuito Open Office y, como éste, utiliza un auténtico estándar, el odf, de licencia libre y de acceso sencillo a cualquier usuario. Al contrario que el doc. de Microsoft, este estándar no corre peligro de convertirse en una trampa mortal para los usuarios si la empresa propietaria decide hacer de las suyas. La directiva ha concedido un plazo de 10 días para que sean retirados todos los paquetes Office de sus ordenadores de trabajo y a finales de año se pretende que todos los documentos que salgan por la puerta, vayan escritos sobre formato odf.

Con esta medida, se potenciará de forma considerable el uso de paquetes ofimáticos libres y gratuitos como el caso de Lotus Symphony. La estrategia le puede salir de jugada maestra si contamos con el proceso penal en que se encuentra Microsoft al haberle prohibido la justicia que siga vendiendo su paquete Office y que lo retire de las tiendas en el plazo de un mes.

Fuente: neoteo.com

Tema Relacionado: Microsoft